Seguidores

domingo, 9 de marzo de 2014

Inevitablemente compañera



--


Acaso no se puedan esculpir
los instantes vividos
sin que sea la noche
disfraz de algún temblor,

ventanales tapados de la escuela
donde ahora la luz
sólo es desvelo,

esa fotografía del ayer
con la voz de tu enseña,
ese retromirar del calendario
contemplando los días memorables,
las horas por crecer
y el espacio del aula
contigo en su mitad,

inevitablemente compañera,
amor bajo palabra
y en mí la aceptación de lo difícil:

Cada letra es un paso imprescindible
que a tu lado he de dar
para seguir tus huellas

y un poema que hable de lo amado,
del tiempo por venir
y esa certidumbre de saber
que siempre fuiste y eres

mi entrañable maestra.




mmb