Seguidores

martes, 7 de octubre de 2014

Escribo barricada






ay palabra si pudiera lograr
que estos genocidios de perfumes y alas
quedaran mutilados de manos y poder.

Rosario Vecino





Si fueran los poetas la verdad
de los mundos a oscuras,
la indudable razón de sus lúcidas noches,
de los cielos que abarcan
sin ser tan estrellados...

Si pudiese un poema encender el amor
sin quemar el sudario del tiempo en los amantes

si acaso fueras tú
su portadora,
la que abrase con ciego resplandor
a todos esos necios del poder
que roban nuestros sueños...

Si basta resultara suficiente...


---


¿No eres tú la fortuna de mis sueños,
ese frágil fluir de la esperanza
que nos parece, amor?

Huyamos del boato y del poder,
de todos los principios que abortan dignidad
con nadie en sus finales,
levantemos la noche cada día
con voz adolescente,
sin la sombra detrás 
cargándonos de innobles sentimientos,

seamos al unísono la sangre
que brota la razón,
metáfora de luz

y luego barricada.




mmb

4 comentarios:

Ángel-Isidro dijo...

Gracias Manuel Martínez por tu
poema, como tantos y tantos con
los que nos obsequias, un placer
saludarte de nuevo.
Un abrazo

Manuel Martínez Barcia dijo...

Hacía tiempo, Ángel-Isidro. Gracias por traer de nuevo aquí tu gentil compañía.

Abrazo.

Leticia dijo...

La belleza de la palabra te compaña en todos los temas que te inspiran Manuel, pasiones humanas con las que nos identificamos todos.
Gracias por estar ahí Manuel y enriquecer a tus lectores.

Un placer.

Manuel Martínez Barcia dijo...

Me hace feliz saberte, Leticia. Gracias por venir.

Un abrazo.