Seguidores

sábado, 21 de junio de 2014

Con vistas hacia el mar



--


Sé que intentas cruzar
lo ardiente de mi mundo
para fundir tu carne con la piel
que nos mestiza en celo.

Mientras yo vagaré
resonando tu nombre
con palabras de amor desvanecidas
que conjugan sin fin los ideales.

Porque allí es imposible compartir
el calor de las noches que fingen ser verano
con vistas hacia el mar,
suplicantes por ser nubes del interior
donde estallan tormentas imposibles.

Iguales son mi sombra y tu deseo.

Desteje ya esa luz,
atraviesa el umbral donde mis ojos
te miran en silencio,
alternativamente cuerpo y alma.

Deja que te reciba,
mujer a oscuras casi,
un número al azar que me dé muerte.




mmb