Seguidores

domingo, 7 de marzo de 2010

POESÍA



Eres la libertad de lo prohibido,
paraíso sin nombre,
el yo de algún dios que magnifica
mutaciones divinas de los astros
con paisajes de luz en el silencio

El universo ancho que ilumina
mis sueños de poeta
con las vítreas señales del alma en tu reflejo

La piel que me refugia
envolviendo tus genes en los míos,

y en tu vientre soy lluvia sumergida.



Manuel M. Barcia

2 comentarios:

Perfecto dijo...

Mucho se ha hablado sobre la poesia, pero este poema es descubrir la intimidad de la propia poesia.

Un abrazo

Manuel Martínez Barcia dijo...

¿Quién sabe que sería si no fuera a ella entregado?...

Gracias por tu amable comentario, amigo poeta.

Un abrazo
Manuel