Seguidores

lunes, 20 de diciembre de 2010

DELANTE DEL TRINEO



¿ Cómo huir del invierno ?
¿ Cómo plasmar la escena del ayer
filtrando por la luz mis objetivos ?

Tal vez con el magenta durmiendo en el color
y algo de cián sobre amarillo,
consiga ahuyentarme del espejo
hasta ser foto en sepia.

O ser lienzo pintado en primavera,
reír mi adolescencia en blanco y negro.
O quizá, simplemente,
deslizar mi niñez sobre la nieve,

mientras corre veloz un fotograma
delante del trineo.



Manuel M. Barcia

2 comentarios:

Concha Vidal dijo...

O dejar entrar los otoñales con la calidez ocrerojiza de sus pasos.
Otra etapa, otra forma de ver, de amar y de sentir.
La nieve cae de todas formas .

Concha dixit.

(Sin que sirva de precedente :PRECIOSO)

Manuel Martínez Barcia dijo...

"Quizá porque mi niñez sigue jugando en tu playa,
y escondido tras las cañas

duerme mi primer amor,
llevo tu luz y tu olor
por donde quiera que vaya

y amontonado en tu arena
guardo amor, juegos y penas."


¿Creías que no me la sabía?

Y sin que sirva de precedente...


"Empujad al mar mi barca
con un levante otoñal
y dejad que el temporal
desguace sus alas blancas"


Es verdad, Concha, la nieve cae de todas formas, incluso con azul mediterráneo cuando el mar llueve del cielo.


Feliz Vida, otra vez, y también en Navidad.

Un beso
Manuel